Soy tu Dani. Tu capricho secreto. Cariñoso, sensual y apasionado.

Quizás te preguntas „Como he llegado aquí? Es verdad que estoy haciendo esto?“

Tranquila. Todo está bien. Aquí tus deseos más íntimos se respetan y están permitidos.

Vivimos en un mundo que se mueve a un ritmo muy acelerado y a menudo aunque tenemos éxito y todo funciona perfectamente, tenemos otras necesidades que se quedan por el camino.

Echas de menos una velada en la terraza en buena compañía con un vasito de tinto y mucho que hablar? Quieres un hombre a tu lado que te escuche, te entienda, te apoye, te de cariño y que haga de todo para verte feliz?

Estoy aquí! Me alegra mucho que me hayas encontrado y espero conocerte pronto.

Puede que ahora pienses que esto lo puedes tener sin pagar nada. Solo con ir a un bar cualquiera puedes encontrar un hombre que quiera acompañarte a tu casa.

Cierto. Pero con este hombre no sabes si está limpio, si solo busca su placer y si a puertas cerradas se convierte en otra cosa. No sabes si está casado y si pasado mañana tienes a la madre de sus hijos llorando y furiosa en tu puerta. No le puedes contar tus secretos, porque no sabes que es lo que va a hacer con ellos. Y si luego no le quieres ver más, no sabes si te molestará en el trabajo o por teléfono.

Conmigo la cosa es bien distinta. Disfruto muchísimo en dar placer. Escuchar tus historias, verte sonreír, ver cómo te abres y te dejas ir es una enorme gratificación para mí. El dinero que me das no es por nuestro encuentro, sino para que luego desaparezca de tu vida y guarde todos tus íntimos deseos y secretos hasta cuando tú quieras volver a verme.

 

Para quien

Solo para mujeres. Para mujeres como tú, que desean disfrutar de buena compañía sin complicaciones.

Las razones para contratar un acompañante pueden ser muy variadas. Aquí van un par de casos típicos donde quizás encuentres también tu situación:

  • La Busy Woman – Tiene mucho éxito en su carrera profesional y no quiere poner en peligro su futuro con “rollos“ con compañeros de trabajo y tampoco quiere poner su foto en las páginas de contactos. Cuando puede apartar una tarde o un fin de semana quiere tener la seguridad de que va a ser genial y por esto contrata un acompañante.
  • La Mujer Ca(n)sada – Ama de casa y madre que lo tiene todo en su vida con una bonita familia, una gran casa, un armario lleno de vestidos y zapatos… y una vida triste, monótona y sin pasión… de vez en cuando se va a “cenar con las amigas“ … y contrata un acompañante.
  • La Mujer Curiosa – Puede que hasta ahora no haya estado con nadie todavía o solo con chicas. O que quiera una experiencia que su pareja no le puede dar. De vez en cuando entra en ganas de disfrutar de la compañía de un hombre (o de otro hombre), pero sin complicaciones, sin explicaciones, simplemente porque sí y entonces contrata un acompañante.
  • La Mujer Poderosa – No necesita a nadie. Puede con todo en su vida y disfruta de su libertad sin ataduras. Cuando para variar le apetece pasar un rato en compañía paga con gusto y contrata un acompañante.
  • La Mujer Mafiosa – Quiere vendetta. Ha sido engañada por su pareja y quiere empatar. Pero sin todos los peligros de tener un amante que luego empieza a meterse en su vida. Con el acompañante todo sale perfecto.
  • La Mujer Chill out – Está de viaje, ha dejado por unos días todo atrás y quiere relajarse, ser mimada, dejarse caer y recibir el desayuno en la cama y contrata un acompañante.

El servicio que ofrezco como acompañante es solo para mujeres y es por días o como mínimo para una tarde completa para que tengas tiempo suficiente para sentirte a gusto sin mirar la hora.

Es importante que haya un buen feeling entre nosotros. Los hombres somos unos pésimos actores. Tengo que sentirme bien contigo para que tu te puedas sentir bien conmigo. Esto viene a un coste. El coste del posible rechazo. Si lo pensamos bien esto sin embargo es totalmente normal y está bien así. A ti seguramente no te gusta todo hombre con el cual te tropiezas. Puede también que yo no te guste. Por esto en nuestro primer encuentro deberíamos tener los dos la posibilidad de ver si hay química y de decidir si seguir adelante. De esta manera estarás totalmente segura que mis sentimientos hacía ti son genuinos. Tras nuestros encuentros nunca tendrás este amargo mal sabor de que solo estuve contigo por el dinero. No estaré jugando un papel sino estaré contigo porque me gustas y porque me encanta hacerte feliz.

Para que te sientas bien en mi compañía lo ideal es que tengamos una diferencia de edad aceptable como pareja. Con mis 40 y pocos años, tu edad podría estar entre los 20 y tantos y los 50 y pocos. Una cena romántica y algo más… es visto como normal entre nosotros con estas edades y esto nos da el marco de privacidad que necesitamos para disfrutar del momento sin atraer la atención.

Claro que si eres mayor y necesitas un acompañante o actor para otros roles como guardaespaldas, mayordomo, chofer o nuevo comprador de tu chalet dispuesto a pagar el doble que los compradores actuales… también lo podemos hablar 😉

 

Para qué?

Para lo que tú quieras.

Para acompañarte en una cena, un espectáculo, hacer deporte, ir a un Spa, ir de compras, una reunión de negocios, un viaje o cosas tan simples como cocinar juntos o pasar una tarde juntos en tu casa o en un hotel…

Para escucharte. Para abrazarte. Para darte cariño.

Cuando me contratas el tiempo es todo tuyo, para hacer lo que a ti te gusta.

El primer día a lo mejor será un poco extraño, pero después de quedar un par de veces te conoceré y sabré lo que te gusta. Estaré a tu lado cuando tú quieras, para compartir un rato, para una escapada o para todas unas vacaciones.

 

Que harás por mí?

Cuando estoy contigo, estoy 100% contigo. Tú eres todo el centro de mi atención y haré lo que esté en mi poder para que te sientas bien y disfrutes del momento.

Te escucharé de verdad sin distracciones.

Te trataré de forma atenta y educada, con cariño pero también con toda la dignidad y el respeto que te mereces.

Si deseas un encuentro más privado, te cocinaré tu plato favorito.

Si deseas relajarte, te secaré el pelo cuando salgas de la ducha y untaré suavemente tu piel con una loción o crema.

Y luego? Entre dos personas adultas pueden suceder muchas cosas. Mi mayor placer está en ver como tú disfrutas de nuestro encuentro…

 

Lo que no hago?

No tomo drogas.

No hago juegos de sumisión y demás prácticas “raras“ o no “seguras“.

No te acompaño para asaltar un banco ni para cualquier otra cosa peligrosa o ilegal.

No me meto en donde no me llaman. Tú decides lo que quieres compartir conmigo.

No pondré jamás en peligro tu privacidad.

No te contactaré después de nuestro encuentro, a menos que lo quieras, claro 😉

 

Y si nos descubren?

Cuando estás conmigo tu privacidad tiene la máxima importancia y puedes estar totalmente segura de mi discreción. Estemos donde estemos, nadie jamás sabrá que me has contratado, porque mi foto no aparece ni en esta página ni en ninguna otra.

Por supuesto tú tienes libertad de contar que me has contratado, pero a menos que tú saques el tema, yo simplemente te he conocido nosedonde y me has invitado a acompañarte esta noche. Si vamos a un lugar donde sabemos que nos encontramos con conocidos tuyos, de antemano estableceremos cual es nuestra historia. Puedo ser un amigo, un cliente, un familiar, el hermano de una amiga, un compañero del gimnasio o simplemente una primera cita o tu novio.

Lo más habitual es que nuestros encuentros tengan lugar en un entorno neutro para que puedas disfrutar plenamente del momento, sin mirar siempre por la espalda si hay alguna cara conocida.

 

Por cuánto dinero?

Toda mujer se merece pasar un rato bien acompañada. Sin embargo todos sabemos cuánto empeño cuesta encontrar esta persona en nuestro círculo de conocidos o en las redes sociales. Por supuesto a veces las cosas funcionan y uno encuentra su pareja. Personalmente he estado 10 años casado y fiel y valoro y respeto una relación estable. Pero también es cierto que hay momentos distintos en la vida en los cuales las relaciones son complicadas o en los cuales no deseamos una relación tradicional con todas las obligaciones que conlleva. Aun así tenemos ciertas necesidades…

Contratar un acompañante es un atajo rápido y fácil para disfrutar de buena compañía sin complicaciones. Es un lujo para la mujer conocedora que se lo puede permitir. Para una mujer sin tiempo y sin ganas de perder el tiempo, es un paréntesis, un capricho, una recompensa que necesita de vez en cuando.

Cuando decidas seguir adelante conmigo, tendrás un confidente, cómplice y amigo para cuando lo necesites. Me podrás contactar en cualquier momento, cuando quieras simplemente desahogarte o compartir algo. Estaré ahí para ti y siempre que puedas y quieras compartiremos una velada o unos días juntos.

En los encuentros todos los gastos extra como cenas, taxis, entradas, hotel… los abonas tú, pero si lo deseas yo me puedo ocupar de todo. Dime simplemente que te gusta hacer y cuanto quieres gastar. Si no quieres perder ni tiempo ni nervios puedo incluso organizar todo de antemano y estar un día antes en el destino, para asegurarme que todo esté a tu gusto y para darte una calurosa bienvenida en el aeropuerto si llegas por avión.

En el coste de los encuentros está incluido mi desplazamiento a cualquier punto de las Islas Canarias. Los encuentros empiezan siempre con el “First Date”, la primera cita en la cual nos conocemos.

  1. First Date – 1200€ – Quedamos para conocernos en persona. Sin límite de tiempo. Sin estrés. Todo es posible. Si vemos que no vamos a ningún lado, cortamos dentro de las primeras cuatro horas y te devuelvo 800€. Y si conectamos? Desayunaremos juntos!
  1. Second Date – 800€ – Ya sabes lo que quieres. Otra tarde/noche toda para ti. Las veces que quieras.
  1. A day in Paradise – 1000€ – Para que limitarse a la noche? Pasaremos todo el día juntos haciendo lo que a ti te guste!
  1. Sexy Break – 2400€ – Tres días juntos. De turistas en la playa o de escapada en una gran ciudad. En un Spa o perdidos en las montañas en una cabaña. Tu decides.
  1. Happy Holiday – 4800€ – Una semanita entera. Toda tuya. Donde tú quieras.

El servicio que te ofrezco es exclusivo y va mucho más allá de un esporádico encuentro en un dormitorio. Es para esa mujer que busca regularmente la compañía de un hombre sano, limpio, educado y atento. Si lo que buscas es solo sexo con un escort masculino o un gigolo, me temo que no soy tu mejor elección.

Conmigo tendrás una experiencia distinta: La Boyfriend Experience. Nos tomamos ese tiempo tan necesario para que puedan surgir sentimientos. No somos tontos y sabemos que es solo por un rato, pero nos dejamos ir y disfrutaremos el momento. Haremos cosas juntos. Tendremos conversaciones profundas e inteligentes. Nos acercaremos de espacio. Tengo mucho cariño que dar y me gusta ver cómo te abres conmigo como una bellísima flor. Cuando luego surge más, lo sentirás con mucha fuerza y pasión.

 

Quien soy yo?

Bueno, no soy ningún cachas, guaperas o modelo.

Supongo que es siempre difícil describirse a uno mismo. Estoy aquí para venderme, en el más verdadero sentido de la palabra… así que debería pintarme muy bonito. Soy modesto y me cuesta un poco.

Soy un chico moreno de 40 y pocos años, ni alto ni bajo, ni flaco ni gordo, ni guapo ni feo. Soy más bien normal. Digo que soy un “chico“ porque creo que llevo bien estos años que tengo, por fuera y por dentro. Me cuido y me gusta la vida sana, pero no soy ningún fanático, ni un adicto a dietas o deportes.

De carácter soy una persona tranquila y cariñosa. He disfrutado de una buena educación y de estudios y he trabajado en distintas profesiones. Hablo un par de idiomas y he viajado y vivido en otros países. Tengo intereses muy variados y estoy constantemente aprendiendo cosas nuevas. Me considero una persona abierta con conocimientos generales amplios con la cual es fácil conectar.

Aparte de virtudes tengo también muchos fallos, pero lo bueno de tenerme como acompañante es que solo estamos juntos por ratos y nunca por el tiempo suficiente para que descubras mis fallos. Siempre te llevarás solo lo mejor de mí.

Empecemos algo bonito!

Déjame conocerte un poco para que nuestro primer encuentro sea perfecto para ti, exactamente así como tú te lo has soñado.

Que te gustaría hacer juntos? Empezaremos la tarde con un café o con un Martini? Cómo te imaginas nuestro primer encuentro? Quieres verme vestido de forma casual o en traje y corbata? Te gusta que tenga barba de tres días o quieres que venga afeitado?

Si quieres cuéntame más de ti. Cuáles son tus intereses? Eres de mar o de montaña? Te gusta más la carne o el pescado? Eres vegetariana? Cuál es la música que escuchas? Eres de ciudad o de campo? Eres romántica?

 

Cuéntamelo todo!

Escríbeme a soytudani@gmail.com. Contesto todos los emails, pero por favor ten comprensión si tardo unos días en escribirte.

Advertisements

El punto G

Se le denomina punto G a lpunto ga pared frontal de la vagina que parece particularmente sensible a la estimulación. Cabe mencionar que al ser tocada o acariciada algunas mujeres pueden presentar la sensación de querer orinar, que sí se sigue estimulando, se libera un líquido (Eyaculación femenina).

Normalmente el punto G se estimula introduciendo los dedos en la vagina y haciendo presión hacia el frente (hacia el abdomen) mediante movimientos que pueden ser circulares  y constantes.punto g3

Es muy importante que en esta forma de autoerotismo o que tu pareja te estimule con los dedos, lo hagan con las manos limpias para evitar alguna infección vaginal y sí así lo desean pueden usar lubricantes a base agua.

También puedes hacer uso de juguetes sexuales, sola o con tu pareja para experimentar nuevas sensaciones.punto g5

View original post

Cinta de plata

La cueva de pandora

RemiUni Había sido una buena semana para Laura, en el trabajo todo le había ido muy bien y pudo superar unas dificultades que le aparecieron. Laura es una chica de 28 años que destaca por encima de todo por su profesionalidad a la hora de enfrentarse a los retos y los encargos a los que es sometida en el trabajo. Es puntual, responsable, trabajadora, perfeccionista hasta el punto que a veces tienen que apartarla del trabajo que ya está terminado porque para ella aún falta alguna cosa por añadir. Por otro lado es una persona que fuera del trabajo tiene las amistades que conserva de la época cuando estudiaba ADE en la universidad y con quien mantiene una gran relación. Sus amigas han estado siempre a su lado, en lo bueno y en lo malo y a pesar de que Laura es una gran persona y muy sincera, oculta una faceta…

View original post 1,693 more words

Sobre la sexualidad femenina

La guindilla está al final:

“Para terminar con un buen sabor de boca, un consejo, tanto para hombres, como para mujeres: la única forma de alcanzar un gran clímax es dejándose llevar, disfrutando de cada caricia, cada roce, del acto en si, pensando sólo en las sensaciones que sentimos.”

Polvora Humana

foto
Hace poco que empecé a ver una serie recomendada por una amiga. Trata sobre un estudio que se llevó entre los 50 y los 60 sobre sexualidad desde un punto de vista médico: aumento del pene durante la erección, cambio de color de la aureola del pezón e incluso cambios de la pupila (esto no lo explicaré aquí porque los hombres podrían saber demasiado y, como dice uno de los personajes: “toda persona que tenga una vagina, ha fingido un orgasmo alguna vez”).
En un momento dado, el médico que encabeza el estudio está presentando los resultados ante sus colegas. Mientras habla de los hombres no pasa nada, todo es alardeo sobre el tamaño de sus penes y bromas a respecto (si eso fue realmente así, alguien debería haber dicho: “dime de qué presumes y te diré de qué careces”). Eso si, en cuanto empieza a hablar de qué ocurre…

View original post 1,040 more words